Para decorar un salón pequeño es conveniente utilizar muebles de diseño ligero y colores claros en general que no recarguen la estancia y cuando hablamos de colores claros no significa que el mueble no puede ser oscuro si se compensa pintando las paredes en colores claros o colocando cortinas o tapicería clara lo que amplia los espacios.

decorar un salón pequeño

Hay que evitar las piezas grandes y utiliza muebles auxiliares como estanterías bajas, mesas nido, librerias, carritos… ya que harán el mismo servicio y serán mucho más cómodos.

Colocar un espejo sobre un aparador o en un lugar estratégico puede ampliar visualmente una estancia.

A veces en el contraste de colores está el secreto de un resultado agradable. Los cristales blancos o transparentes también ofrecen ligereza en el ambiente, pero tampoco hay que abusar por que son materiales muy fríos. Por otro lado 4 sillas en lugar de 6 en el la zona comedor y una mesa rectangular de 130x 90 extensible ayudara a ganar espacio. Otro truco es que en vez de poner dos sofás combines uno con una butaca o sillón, completa el conjunto con pufs o banquetas.

En cuanto al estilo depende del gusto de cada uno, por ejemplo, los muebles de estilo contemporáneo suelen ser más ligeros, mientras que los de estilo rústico suelen ser más recargados con lo cual son los menos recomendados para un salón pequeño.